Los meses de mayo y junio, incluso julio, son época de bodas. Si pronto tienes una, y no sabes cómo debes vestir adecuadamente, en este artículo te daremos todas las claves para cumplir con el protocolo de bodas para que seas el invitado o la invitada perfecta.

Cuando nos invitan a un evento, aún más si es una boda, hay que estar a la altura de las circunstancias. El arte del saber estar es imprescindible para las reuniones, será tu marca de presentación, y dará una impresión u otra sobre ti al resto. Por eso, se deben seguir una serie de normas, tanto de vestimenta cómo actuación. Estas normas las conocemos como protocolo.

 

Blanco solo para la novia

Si la boda es tradicional, la novia irá de blanco, por lo tanto no es correcto que vayas de blanco. Si es una boda con un dress code específico, por ejemplo, ibicenco, la cosa cambia, podrás ir de blanco pero con algunos matices. El objetivo es que ninguna invitada opaque a la novia, es su día y tiene que brillar.

El largo del vestido

Si se trata de una boda de día el protocolo dice que solo pueden llevar vestido largo la novia y la madrina, el resto de invitadas deberán ir con un vestido de corte midi, por debajo de las rodillas. En el caso de una boda de noche, el protocolo es más permisivo, y sí, podrás llevar un vestido largo, eso sí, recuerda que no sea blanco ni destaque por encima de la novia.

¿Traje, frac, chaqué o esmoquin para los hombres?

Una apuesta segura para los hombres es el traje de chaqueta. El frac y el esmoquin son solo recomendables si la invitación lo exige. Si en cambio, está invitación requiere ir de etiqueta, lo más recomendable es elegir el chaqué como atuendo. Lo más importante es tener en cuenta siempre el código de vestimenta y la temática de la boda para no desentonar.

Ceremonia y su protocolo

Si la boda contiene una ceremonia religiosa, nunca debes sentarte en los primeros bancos, sólo si eres familia directa, estos están reservados para ella. 

Corbata o pajarita

Al contrario de lo que se piensa y está a la moda, la pajarita solo se permite en los casos en los que la invitación requiera llevar esmoquin.

Tocado ¿Cuándo llevarlo?

Sólo está permitido en las bodas de día y no debes quitartelo en ningún momento. Por lo que recomendamos que elijas un tocado sutil y cómodo.

El protocolo de los escotes

Sobre todo si se trata de una boda con una ceremonia religiosa debes evitar los escotes muy pronunciados. 

Altura del tacón

Lo ideal es que lleves un zapato cómodo con el que sepas andar. La altura del tacón no debe superar los 12 centímetros y olvídate de las plataformas extra anchas. Además, es recomendable llevar un zapato plano de cambio para poder disfrutar al máximo del evento.

Alergias, intolerancias y comida

Si sufres de alguna alergia alimentaria debes comunicárselo a los novios en el mismo momento en que confirmes tu asistencia a la boda. Así, podrán tenerlo en cuenta para el menú. En el catering de Shenonkop atenderemos todas estas peticiones, y te ofreceremos la mejor alternativa para que tanto los invitados, como los novios, pasen un día seguros. Lejos de sus alérgenos.

Por otro lado, en el momento del banquete, no debes empezar a comer hasta que los novios no estén sentados, y todos los demás de tu mesa servidos. Además, tampoco debes levantarte de la mesa hasta haber terminado.

Protocolo para el regalo

Se considera una muestra de cariño y agradecimiento a los novios por su invitación. Puede ser dinero por el valor aproximado del cubierto u otro regalo que los novios puedan necesitar en su nueva vida matrimonial. En ocasiones, son los propios novios quienes ofrecen una lista de posibles regalos que necesitan, por lo que será más fácil, sólo debes seguirla.

Estas normas protocolarias son una muestra de educación y respeto que facilitarán que la boda se desenvuelva a la perfección, y que, deberás seguir si quieres ser la invitada o el invitado perfecto para ese día.